lunes, 26 de diciembre de 2011

Semana 10/18 Plan Maratón Sevilla - Hay tiempo para todo

Todos los que estamos inmersos en planes de entrenamiento, y somos muchos los que preparamos la maratón de Sevilla, por ejemplo, o cualquier otra prueba cercana, pasamos por estas fechas por momentos complicados para encajar los entrenos o para no echar por tierra todo lo andado. Las comidas navideñas, las fiestas, las zambombas, no son las mejores compañeras para los corredores. La ventaja que tenemos es que no somos atletas de élite, y por un día que te pasas supuestamente no arruinas tu estado de forma.

Bueno, esto es una reflexión un poco por limpiar mi conciencia, pero también para aclarar las ideas. Seguro que muchos hemos pasado por etapas en las que intentábamos controlar hasta el aire que respiramos. Que si esto tiene muchas proteínas, que si esto tiene grasa, que si azúcar... Cada vez tengo más claro que hay que poner límites a nuestra "vida deportiva", encontrar un equilibrio entre entrenar, estar en forma, lograr tus metas y sobre todo, vivir. No se trata de pasar de todo, ir de fiesta todos los días y luego machacarse a correr. Pero tampoco entrenar, entrenar y rechazar una buena comida de Navidad o unas cuantas copas con tus amigos de siempre. Estas fiestas nos ponen a prueba en ese equilibrio que pienso que hay que encontrar, y de eso se trata, de encontrar tiempo para todo.

Esta semana los entrenos eran un puzzle que tenía que encajar en función de dos eventos, y esta vez no eran ninguna carrera. Se trataba de la comida de todos los años con mis amigos, el viernes 23, y de las tradicionales comidas familiares de Nochebuena y Navidad. Así de claro. Sabía que de viernes a domingo sería complicado buscar un hueco o "estar en condiciones" para entrenar, así que me quedaban 4 días para hacer 2 de calidad y otros de recuperación sumando 80 kms.

El lunes, después de la media de los Palacios y aunque algo cansado hice un rodaje de recuperación largo de 16 kms. Me hacía falta hacer distancia y a ritmo easy con mi ipod hice un buen rodaje. El martes descanso y el miércoles nuevo exprime limón, aunque no tan duro como los de la semana pasada. Se trataba de dos series largas de 4 kms cada una a ritmo umbral rodeadas de muchos kms a ritmo easy. En total sumé 18 kms con buenas sensaciones. El jueves otro entreno que empezó cochinero, pasó a jabalinero y luego a perruno. Fueron otros 16 kms.

Viernes y sábado los eventos navideños que no me dieron tregua a entrenar, como suponía. Y el domingo, muy recuperado pese a los excesos, habíamos organizado un rodaje "jartibles por Navidad". Los invitados fueron muchos, pero fueron cayendo todos hasta el ultimo momento y al final sólo salimos José María, Falín y el que escribe. Mañana fantástica y la compañía mejor aun, así que el rodaje tenía que salir bien. Hicimos 25,5 kms por carriles pasando por la campiña de Jerez, llegando casi a Sanlúcar y volviendo por sitios preciosos "puestos allí ese día solo para nosotros". A falta de David, el equipo cientounero. Tendremos que hacer muchas salidas de este tipo de aquí a mayo, así que será divertido.

Los "jartibles por Navidad"

En números (lo siento para los que no les guste), ésta fue la semana:

  • Lunes 19/12 - Rodaje de recuperación: 16 kms a 5:22 y 138 ppm
  • Miércoles 21/12 - Q1: 3E + 4T + 2E + 4T + 5E: 18 kms con series a 4:20/4:30 y ppm de 150.
  • Jueves 22/12 - Rodaje suave: 16 kms a.5:14 de media (alternando easy con M) y 140 ppm.
  • Domingo 25/12 - Q2: tirada larga ritmo E/M: 26 kms de carriles con 200 metros de desnivel positivo, 5:12 y 143 ppm.

En resumen, 4 rodajes para un total de 76 kms. Tuve que sacrificar un día de entreno para asistir a los actos navideños, pero alargándolos he logrado casi esos 80 de objetivo. Esta semana más de lo mismo. Más comidas y puzzle de entrenos que encajar, pero..."hay tiempo para todo".

jueves, 22 de diciembre de 2011

Mi próximo reto será una aventura: los 101 kms de Ronda

Pues sí, aunque con la decisión tomada desde hace unos meses, el sábado, al poco de abrirse el plazo de inscripción y a pesar del colapso inicial de la web, logré mi dorsal (1266) para participar en esta emblemática prueba de ultra distancia el próximo 12 de mayo de 2012.

Es cierto que quizás sea algo pronto para encarar una prueba de este tipo, con 101 kms y 2.200 metros de desnivel positivo, pero después de las experiencias que he tenido en la montaña y sobre todo, los compañeros con los que voy a compartir la experiencia, no lo he dudado. Estos amigos son Falín, David y José María, con los que estoy seguro que viviré momentos inolvidables (buenos y malos...).

Más adelante iré dando más datos de la prueba, pero a modo de resumen se puede decir que se trata de un recorrido principalmente por monte que pasa por pueblos de las provincias de Cádiz y Málaga (Ronda, Arriate, Alcalá del Valle, Setenil, Benaoján y Montejaque). La principal norma es finalizar esos 101 kms en 24 horas como máximo portando el llamado "Pasaporte Legionario" con los sellos de control de cada punto de paso oficial o establecido por sorpresa. El ganador de 2011 lo hizo en 8 horas, pero el tiempo que se suele emplear está sobre las 13 a 17 horas, según las paradas que se hagan y la forma de caminar/correr que se lleve.

Mi objetivo está claro que es terminar, pero sobre todo disfrutar de una prueba que los que la han hecho en otras ediciones dicen que te marca para siempre. Por algo será que este año las 2.700 plazas para marchadores se agotaron en 3 horas.

Ahora toca seguir preparando el gran reto del maratón, y después vendrá LA AVENTURA.


domingo, 18 de diciembre de 2011

Semana 9/18 Plan Maratón Sevilla: Media de Los Palacios

Ya han pasado nueve semanas. Parece mentira. Los entrenos van pasando más rápidos que los días y la maratón se acerca cada vez más. Reconozco que empiezo a ponerme nervioso, a desear que pasen aun más rápido estas otras nueve semanas para llegar al 19 de febrero. Sin embargo, con la experiencia que estoy teniendo lo que debo es disfrutar de cada momento que pasa, de los entrenos, los exprime limones y los cochineros, de los días de frío, agua o de dolor de cabeza, porque creo que todo eso conforma el correr un maratón. Estoy seguro que allá por el 35 o en adelante vendrán a mi pensamiento todos estos momentos, y será cuando de verdad me sienta orgulloso de estar disputando esa carrera. Así que, pongamos los pies en el suelo y sigamos poco a poco. Hasta el momento, justo a la mitad de la preparación, los números que llevo son los siguientes: 40 días de rodajes, 558 kms, 2.992 minutos corriendo y 6 carreras disputadas. Todo esto desde el pasado 18 de octubre, y no ha llovido tanto (también en el sentido literal de la expresión...):

Esta novena semana venía marcada por la carrera de hoy, la afamada Media Maratón Sevilla Los Palacios. El año pasado tuve una buena experiencia en ella y al estar en este punto del plan decidí que sería un buen momento para probar mis fuerzas. Por ello, coloqué los entrenos de forma que llegara al domingo con dos días de descanso y con masaje de descarga incluido. La carrera sería la Q2 y en mi mente estaba buscar mejor marca personal, que tengo en 1:36 en la media de la Vía Verde de este año.

Así que el lunes  hice la Q1 de la semana, otro exprime limón que completé con éxito, algo cansado pero de nuevo controlando perfectamente. Se me hizo más duro buscar un recorrido con rectas y poco desnivel para las largas series que el propio ritmo, la verdad. Era de noche y tuve que rodar por la calle, y mi "circuito típico", la ronda Este, incluye demasiadas cuestas. Al final lo hice por la zona de la avenida, Hipercor y Chapín.

El martes hice un rodaje suave recuperador de 13 kms y el miércoles un masaje de descarga de piernas, en el que el fisio se lo curró en los sóleos, porque estaban bastante duritos (madre mía como me los dejó, hasta con un moratón en el izquierdo...). El jueves metí algo de ritmo en el rodaje de 13 kms, y no sé si fue por el masaje pero no me vi fino, me costó más de la cuenta rodar por debajo de 5'.
 
Viernes y sábado, descanso total para llegar lo mejor posible a la media maratón. Sin embargo, no llegué al domingo en mi mejor momento. Esos días de descanso se vieron "ocupados" por sendas comidas navideñas, una de empresa y otra de cumpleaños familiar, y sin llegar a ser juergas tampoco puse mucho freno a la hora de comer y beber. Cayó alguna copa y más de un dulce, por lo que mis ideas de cara a la carrera y de hacer mejor marca se "relajaron". Sería cuestión de probar y según me viera así tiraría, pero siempre con el maratón como último objetivo, que no está la cosa para desfondarse a estas alturas.

A las 8:30 de la mañana ya estábamos Antonio Triglobero y yo en Los Palacios en el bar del año pasado desayunando. Al poco llegó Paco y luego Quique, y algo más tarde Alfonso con su inseparable padre-manager. La mañana era fría, en torno a los 5 grados, y se dejaron notar en la tremenda cola para pillar el autobús que nos llevaría a la salida en Bellavista. Después otro buen rato en la recogida de dorsales por un problema con el de Alfonso, que no aparecía y tuvieron que hacerle uno nuevo a mano. Recogida de chip, colocación de gadgets, estiramientos y pequeño calentamiento. Eran las 11, hora prevista de salida que se alargó 15 minutos por la aglomeración de corredores.

Con Alfonso, Paco y Quique antes de salir

Antes de eso pude saludar a Andy,  aclarando entre los dos algunas de las funciones de nuestros garmin. A Charlie Triatleta sin fronteras también lo vi en la retirada de chips y luego en plena carrera a muy buen ritmo (espero que terminara bien). En pleno calentamiento me crucé con Rafael Maratonman  y también estuvimos charlando un buen rato hasta justo la salida (también espero que consiguiera su objetivo, ya que decía encontrarse muy animado). Al finalizar también pude saludar a Migue del Fronter, un poco mosca con la organización por haber perdido el autobús y llegar tarde a la salida.

Total, que a las 11:15 pegaron el tiro. Alfonso salió disparado, Paco quedó un poco atrás y Antonio se nos perdió antes de salir, por lo que con Quique como compañero comencé el viaje de 21 kms. Como persona es excepcional, y como corredor me entiendo de maravilla con él. El año pasado me siguió a ritmos infernales los últimos kms, pero este año fue él el que marcaría la carrera. Nos costó bastante salir, ya que estábamos colocados demasiado atrás, pero poco a poco nos fuimos situando y cogimos un ritmo inicial de 4:40. Aunque no era un ritmo muy alto no estaba cómodo. No había calentado bien y tenía que tirar de piernas..No iban solas, como otras veces. Así hasta el km 5.

Del 5 al 13 vamos subiendo el ritmo. Quique va fuerte y tengo que pararle un poco en el 13 al ver que íbamos a 4:15. Nos mantenemos sobre 4:30 y bajando. El terreno con tendencia hacia arriba tampoco ayuda a ir más rápido. Voy algo justo, no tanto cansado sino "lento". Las piernas no tiraban tan ágiles como otras veces.

Ahora toca apretar los dientes. El 14 a 4:23, 15 y 16 a 4:26. Quique se va unos metros y prefiero reservar antes que arriesgar a sufrir un bajón. Lo mantengo a unos 30 metros para subir aun más el ritmo: el 17 a 4:14, 18 a 4:18 y 19 a 4:16. Decido echar el resto para intentar alcanzarlo, pero él también lo hace para mejorar su marca, así que mantenemos las distancias en los dos kms finales que hago a 4:12 y 4:00. En este último km me doy cuenta que estoy en tiempo, y consigo hacer MMP mejorando 1 minuto la anterior marca en una media. Por mi garmin, 1:35:07.

Al terminar con Antonio y Quique

Después, lo de siempre, pero bastante más cansado que otras veces y con los gemelos "apretaitos para arriba". Recogida de bolsa, mochila, cervecita, estiramientos y charla con los demás una vez que nos encontramos en la meta. Muchísima gente ,por cierto.

Analizando la carrera, llego a varias conclusiones:

- Como me decía Joprivi, la media de Los Palacios no es la ideal para buscar MMP. Cuando quieres ir rápido te das cuenta que el perfil es hacia arriba. No son cuestas bestiales (tan solo en el 7 y 17 aunque no para asustar) pero no es terreno plano.
- A pesar de eso y de no tener el día he logrado esa MMP. No fui a por ella desde el principio, pero demuestra que estoy en buen momento y que preparándome puedo buscar el 1:30. Todo se andará.
- Los entrenos me están dando más fuerza "moral". A pesar del bache a mitad de carrera y no ir muy suelto aguanté el tipo y acabé de menos a más.
- Me he notado con menos velocidad. No sé si ha sido el día o que la preparación que estoy llevando me está dando más fondo a costa de velocidad. Hablo sobre todo de la primera mitad de carrera, en la que iba mirando demasiado el reloj.
- Algo que ya tengo claro desde hace varias carreras: cuando empiezas a buscar tiempos dejas de disfrutar tanto de los paisajes y los recorridos. Cuando llegas a meta te llenas, pero por el camino te has ido vaciando como un globo. Hay que sufrir, y eso también se aprende.
- Quique está muy fino. Su gran carrera me ha servido para lograr este tiempo. Lo felicito y espero que podamos compartir también la llegada al estadio de La Cartuja.

Por lo demás, y a modo de resumen la semana ha sido ésta:
  • Lunes 12/12 - Q1: 3E+2(3,5T+3')+2,5T+5E. Exprime limón con series a 4:30 clavadas, 18 kms y frecuencia cardíaca media de 143 ppm.
  • Martes 13/12 - Rodaje de recuperación: 13 kms a 5:20 y 137 ppm.
  • Jueves 15/12 - Rodaje de fondo (ritmo M): 13 kms a 4:50 y 148 ppm.
  • Domingo 18/12 - Q2: Media Maratón Los Palacios: 21 kms a 4:30 y 156 ppm.
Los 65 kms de objetivo conseguidos y la semana que viene más.

domingo, 11 de diciembre de 2011

Semana 8/18 Plan Maratón Sevilla: llegaron los exprime limones de verdad

Pues sí, se nota que ya estoy en la fase decisiva de la preparación del maratón, y los entrenos son cada vez más exigentes. Aunque había experimentado algún "pre-exprime limón JD" en semanas anteriores ha sido en ésta en la que los he sufrido/saboreado de verdad. Y esto es solo el principio.

Después de la media maratón del domingo en Camas el lunes tocaba descanso, para el martes encarar la primera sesión de calidad. Aproveché una visita a casa de mis padres para salir por los Toruños en una tarde soleada aunque algo fría (será por pedir...en pleno diciembre qué más quiero). La Q1 consistía en 3 km de calentamiento, 4 series de 1,5 kms a umbral (los rodé en torno al 4:20/4:30), 1 km easy (5:27), 3 series de 1,5 kms a umbral (4:25/4:30) y 3 kms easy para terminar. En total fueron 20 kms con muy buenas sensaciones. Primer exprime limón completado con éxito.

El miércoles vino el habitual rodaje "cochirecuperador" sin mucho que contar (12 kms de paseo a 5:27), jueves descanso y el viernes, con el día libre, a por la Q2 en una mañana con frío y niebla pero perfecta para correr. Decidí hacer la tirada por un carril paralelo a la autopista que llega al Cuadrejón, ya que tiene rectas largas para hacer las series que me tocaban. Tan sólo lo había recorrido una vez, hace un año, pero no tenía muchas complicaciones, tan solo cambiar de lado de la autopista por un puente. Lo cierto es que convertí el rodaje en un super exprime limón, ya que a la vuelta me salté el cruce del puente y alargué casi 5 kms el entreno. Tuve que saltar una valla, correr casi 1 km por la autopista jugándome el pellejo y una buena multa hasta llegar a Jerez como si viniera de Sevilla. En total fueron 30 kms y aunque llegué cansado de piernas las sensaciones fueron muy buenas, tanto en ritmo como en pulsaciones. La sesión fue parecida a la del martes pero después de las series de 1,5 kms vinieron 10 kms easy para terminar un 4.000 a umbral. En eso estaba cuando me pasé el dichoso puente, y es que iba "a saco". Los 3 kms de recuperación fueron los que convertí en 7.

El sábado completé la semana de entrenos  con otro rodaje de 11 kms suave para descargar y hoy domingo decidí parar , ya que he completado 73 kms de los 72 proyectados, y así adelanto los entrenos de la semana que viene, que estará marcada por la media maratón de Los Palacios del domingo, en la que quiero probarme. No sé si iré a por marca, pero quiero meter ritmo y a ver dónde llego, según las sensaciones. Por eso reduciré un día el plan para tener dos días de descanso previo a la carrera, aunque repartiré los kms para hacer los 65 marcados.

El resumen de la semana es éste:
  • Martes 6/12: Q1 - 3E+4(1,5T+1')+1E+3(1,5T+1')+3E. Entreno serio controlando los ritmos. Las series siempre a 4:30 o menos, y eso que en algunas tuve viento en contra. 146 ppm.
  • Miércoles 7/12: rodaje suave 12 kms a 5:20 y 139 ppm.
  • Viernes 9/12: Q2 - 3E+4(1,5T+1')+10E+4T+7E. El mejor entreno hasta ahora, por duro y por distancia. Dos horas y media para correr 30 kms (tras el despiste) con series largas a 4:30 y 149 ppm.
  • Sábado 10/12: rodaje suave 11 kms a 5:22 y 136 ppm.

domingo, 4 de diciembre de 2011

Semana 7/18 Plan Maratón Sevilla: recuperación y Media de Camas

Semana marcada de nuevo por la Inferno Trail, pero ahora  por sus efectos. Esta prueba está claro que ha sido la estrella en estas primeras semanas del plan. Primero por su preparación, luego por correrla y ahora por su no menos dura recuperación.

El lunes ya me levanté con signos claros en las piernas que iba a ser una semana complicada, y encima mirando el plan me tocaba la primera del tope de kms (80) con una Q1 bastante seria, avance de los famosos exprimelimones de JD. Con la experiencia que tengo en la "convalecencia post trail" de otras carreras de montaña sabía que lo peor estaba por llegar: martes y miércoles tendría los cuadriceps mucho peor. Así que decidí, con toda la fuerza de voluntad que pude y todo el cuadriculamiento en cumplimiento de planes que tengo salir a hacer un buen cochinero.

Martes descanso obligado con alfileres en las piernas, y el miércoles, todavía arrastrando alguna molestia, le hice frente al primer semi-exprimelimón. Costó lo suyo al principio hasta que cogí el ritmo, pero también fue duro aguantar el final de cuatro series de 2.500 a ritmo umbral. Llegué a casa destrozado pero "hecho un campeón" con 17 kms más en el saco.

El jueves ya estaba bastante mejor, así que decido correr una media maratón el domingo en la que me inscribí hace unas semanas "instigado" por el amigo Quique con idea de hacer la tirada larga acompañado. Por esa razón opté por descansar el jueves y rodar el viernes para dejar otro día de descanso previo a la carrera, en la que tampoco iba a pasarme de rosca. Así, el viernes fueron otros 15 kms a ritmo maratón y mejores sensaciones, aunque a partir del 10 con las piernas bastante pesadas, y es que era mucha tela. La Inferno no quería abandonarme tan fácilmente.

Y el domingo, a las 7.30 de la mañana ya estaba en el coche con el bueno de Andy camino de Camas. Mañana fría pero soleada y agradable (a lo justo) para correr, aunque un poco abrigado, todo hay que decirlo. Nada más llegar nos encontramos con Joprivi y nos tomamos un cafelito en un bar recordando las peripecias infernales, la necesidad de hacer algo de pesas (sig) y tantos otros temas de los nuestros. Después, preparación, estiramientos y pequeño calentamiento, ya que tampoco íbamos a meter mucho ritmo.

Con Joprivi, Quique y Andy

Con Quique y Andy como ilustres compañeros de viaje se da la salida a las 10 con muy buen ambiente. A partir de ahí ponemos velocidad de crucero rondando los 5' el km y a charlar. Pero literalmente, tanto que cuando miro el garmin después de una "parada técnica" para perder algo de peso en forma de líquidos veo que llevamos 13 kms. Después vinieron algunos repechos en los últimos kms pero seguimos con la misma marcheta, siempre por debajo pero rondando ese ansiado ritmo M de 5'. No voy a decir que fuera de paseo, pero sí muy cómodo y suelto, con ganas de apretar un poco, pero controlando en todo momento sin dejarme llevar. Una idea de esto son las 145 ppm que salieron de la carrera.

En carrera con Quique y Andy "saludando al tendido"

En los últimos kms oigo mi nombre (dos veces, que estoy ya mayor...) y me encuentro a Javier, otro de los blogueros que tengo el gusto de conocer en persona después de seguirlo en su blog "No hay doló hay pundonó". Ya en meta charlamos un poco más tranquilos con muy buenas sensaciones y contentos con nuestros respectivos planes JD. Y así, después de una cervecita al solecito sevillano con Quique y Andy vuelta a casa, donde mee esperaba una buena berza con su morcilla, chorizo y pringá acompañada de un buen riojita. Casi na pal cuerpo, que había que recuperar...

El resumen de la semana ha sido éste:

  • Lunes 28/11 - Rodaje suave 11 kms: cochinero post-inferno a 5:35 de media y 136 ppm. Lactato infernal en las piernas.
  • Miércoles 30/11 - Q1: 3E+4(2,5T+2')+4E: Semi-exprimelimón cumplido a rajatabla. Las series a 4:30 clavadas. 17 kms en total con 150 ppm, cansado pero muy satisfecho por aguantar el tirón sin estar todavía recuperado.
  • Viernes 2/12 - Rodaje fondo 15 kms: Completo entreno  a 4:58' (ritmo M) y 150 ppm. Por fin buenas sensaciones en las piernas esta semana.
  • Domingo 4/12 - Q2: Media Maratón Camas: Entreno fenomenal en buena compañía y control total del ritmo M a 4:56 y 145 ppm.

En total han sido 64 kms en cuatro entrenos. Aunque lo proyectado eran 80 debo estar más que satisfecho después de un dura "convalecencia infernal". A pesar de ser una semana cansada hoy estoy muy animado, con fuerza y deseando ya de empezar la 8ª del plan, en el que ya aparecen los exprimelimones de verdad..

lunes, 28 de noviembre de 2011

Semana 6/18 Plan Maratón Sevilla: Inferno trail

La semana, incluso el mes anterior, ha estado marcada por una prueba a la que me había inscrito con otros amigos del club y de la blogosfera y que me hacía mucha ilusión disputar. Desde que probé el monte esta primavera no he perdido oportunidad de hacer entrenos o alguna que otra carrera de trail, y la Inferno era una oportunidad de seguir enganchándome en esto. Consistía en la prueba de 19 kms con 900 metros de desnivel positivo, de los cuales más de 800 en los primeros 8 kms de forma continua (media milla vertical).
Buenos compañerosy mejores amigos

El sábado por la tarde salimos hacia Tolox tres buenos amigos, más que compañeros de club: Falín, David y el que escribe. Tras un viaje de casi tres horas llegamos a lo justo para dejar las maletas en el hotel, saludar a Antonio Triglobero y Alberto del Activa que volvían al hotel después de echar todo el día por el pueblo, y acudir al briefing informativo en el que nos dieron algunas indicaciones y recomendaciones para la carrera. Después nos encontramos con David Matraca y Joprivi en la Tasquita de Isabel, acogedor bar del pueblo en el que charlamos un buen rato mientras cenábamos "un poco de todo" con alguna cervecilla (casi todas sin alcohol, todo hay que decirlo). Subida de nuevo al hotel y reencuentro con casi todos los anteriores para tomar una infusión e intercambiar impresiones sobre todo de la carrera, ya que para todos era una incógnita (ritmos, perfil, avituallamientos, temperatura, etc.). A eso de las 12 ya estábamos todos en las habitaciones para intentar descansar lo más posible.

Muy animados tras el desayuno

Por la mañana madrugón, desayuno en familia (a los de la noche anterior se nos unió José Mari, llegado a medianoche al hotel y Aníbal, al que no veía desde verano en la quedada con el Abuelo) y con una hora de antelación, sobre las 8.30, todos para abajo al pueblo. Después de unos  buenos estiramientos y algo de calentamiento nos situamos en la salida, no sin cierta tensión ,a lo que ayudó una arenga al estilo "espartanos, ¿estáis dispuestos? ...". La verdad es que fue emocionante y motivador.

Antes de partir al "Infierno"

A partir de ahí todo fueron cuestas. No corrimos ni diez metros y la calle se convirtió en un interminable tobogán hacia arriba de corredores. Así sin parar, ya que enlazamos con la carretera que precisamente nos llevaba al hotel aunque antes nos desviaron al monte, donde de verdad empezó lo bueno. A partir de aquí casi no se podía correr. Ese primer km lo hice a 7:38 de media, y los dos siguientes a 10 y 11,5, lo que da una idea del desnivel. Mi táctica en esta primera parte era mantener las pulsaciones hasta un tope de 160, a costa de lo que fuera. Eran ocho kms seguidos de subida y ni quería arriesgar ni pretendía desfondarme. Además, confiaba mucho en la bajada, que parecía difícil, en la que esperaba recuperar posiciones. Así que mantuve mi posición en un grupo que aunque iba oscilando en sus posiciones se mantenía a buen ritmo. Desde el principio Falín se escapó hacia adelante, a un ritmo muy fuerte. Matraca también. David se quedó algo más cerca y pensé en seguirlo, pero preferí conservar y quedarme junto a José Mari en toda la subida.

Poco a poco nos fuimos estirando y finalmente llegamos al km 8. Las vistas impresionantes. Aunque uno va con el "chip de carrera", daban ganas de pararse y disfrutar del paisaje. Las fotos pueden  mostrar esas imágenes, pero la sensación de estar allí es indescriptible. Sólo poder contarlo hace que  mereciera la pena el esfuerzo de la subida. Después vino el primer avituallamiento y aproveché para andar un poco mientras comía algo de fruta y me tomaba un gel. José Mari se incoropora y hacemos los siguientes kms juntos con algo de falso llano y ligeras pendientes.

Así llegamos al 12 y empezamos a bajar. Nos colocamos detrás de un par de corredores que van con cierto respeto a los que decidimos pasar y así meter algo de ritmo. Pero el descenso es una senda bastante estrecha, con mucha vegetación y obstáculos en el suelo que la hacen peligrosa y no muy marcada. De hecho, empiezo a acelerar y me salgo de la misma derrapando por un montón de piedras. Detrás me siguen unos cuantos corredores que supongo me maldicen y tiramos de nuevo hacia arriba a la senda perdida. Me pongo detrás del "cauteloso pero seguro" al que antes pasé y tras un rato aguantando José Mari me anima a pasarlo de nuevo. Mala decisión, porque al poco y una vez despegados del grupo me vuelvo a salir del camino por unas zarzas. Demasiado rápido en un sitio desconocido para mí y con algunas zonas bastante peligrosas por los cortados que había hacia abajo. Me lo pienso mejor y decido quedarme detrás del "cauteloso", que la verdad no iba tan mal. Así aprovecho para recuperar algo de pulsaciones. No estaba la cosa para buscarse problemas. Parece que José Mari también lo ve así y se queda detrás mía.

Así hasta llegar a otra zona de descenso pero en una pista mucho más ancha y en la que ya se puede correr de verdad. Más que correr volar, por debajo de 4 el km en algunas zonas y siempre por debajo de 5' de media. Aquí sí me encontré bastante bien y de aquí al final apreté los dientes y con las piernas algo cargadas por la presión del descenso llegué al pueblo, encaré alguna cuestecilla final con guasa y terminé en 2 horas y doce minutos con unas pulsaciones medias de 160. Tiempo muy por debajo de mis previsiones y controlando en todo momento a mi corazón, lo que me alegra casi más que lo primero.

En la meta nos vamos reencontrando todos, cada uno satisfecho con su carrera. Falín con un tiempazo de 1 hora y 56 logrando el segundo puesto en la categoría veteranos y confirmando que es el sherpa del club. David exultante con su hora y seis minutos a pesar de volverse a torcer el tobillo que ya traía medio lesionado de otras salidas. Gran subida y mejor bajada la que hizo, porque tan solo lo vi en la primera parte de la carrera y luego ni lo "olí". Por lo que me han contado "voló bajo" por la pista. José Mari en su línea ascendente, justo detrás mía, y Antonio controlando y haciendo un buen entreno en un terreno en el que no ha entrenado demasiado. David Matraca también estuvo en su línea, sobre todo en la segunda parte, rodando muy fuerte. Joprivi se recuperó en la bajada de la dura subida y Aníbal también estuvo a la altura. En resumen, todos contentos por una gran experiencia, más que una carrera.

Después de una buena ducha en el hotel volvimos a la zona de meta donde la organización había preparado unos callos con garbanzos que todos devoramos con una buena cerveza, y tras aplaudir a nuestro compañero Falín recogiendo su trofeo todos para casita. Fin de semana espectacular rodeado de buenos amigos, ya que es un placer disfrutar de tan buenos momentos con esa compañía.

El resto de la semana de entrenos quedó así:

  • Martes 22/11 - Q1: Series de cuestas 4E + 10(0,3T + 0,3E) + 6E: 10 series en la ya tradicional cuesta de la Ronda Este con ritmos desde 4:27 hasta 3:59 y luego 6 km más entre 5 y 5:20. Me sentí muy bien todo el entreno.

  • Miércoles 23/11- Rodaje suave 10 kms: En plan tranquilo a 5: 27 de media y 136 de pulsaciones medias.

  • Viernes 25/11 - Rodaje ritmo M 11 kms: Último entreno antes de la Inferno controlando a 5' el km a 146 pulsaciones medias.

  • Domingo 27/11 - Q2: Inferno Trail Media Milla Vertical.

En total han sido 56 kms en cuatro entrenos, justo lo proyectado en el plan, aunque quitando un día para tener algo de descanso antes de la carrera. Plan cumplido y reto conseguido. El infierno fue duro pero divertido, no tan malo como cuentan. Habrá que hacer el diablillo por el monte de vez en cuando. Ahora sólo queda esperar a que la recuperación no sea muy costosa, porque los cuadriceps han sufrido lo suyo. A ver como encaro esta semanita...

domingo, 20 de noviembre de 2011

Semana 5/18 Plan Maratón Sevilla: la cosa va bien

Nueva semana, y ya van cinco. Hasta ahora reconozco que se me está haciendo "corto" esto de seguir un plan tan "largo". Seguramente será por eso, que es tan largo que no tengo ansia ni preocupación de terminarlo. El final se ve lejos. Pero poco a poco transcurren las semanas y ya llevo más de un mes. Tampoco los entrenos han sido muy muy duros, y el tiempo de momento tampoco ha demostrado su dureza invernal, aunque creo que ya viene el frío de verdad.

Los entrenos de esta semana estaban marcados por la sesión de calidad del fin de semana, la Q2, que iba a ser una quedada para hacer una tirada de trail como última salida con desnivel preparartoria de la Inferno, que por fin es el próximo domingo 27. Al final tuvimos que cancelarla por motivos varios, pero sobre todo por toda la lluvia que cayó el sábado y que habría dejado impracticables los carriles de la ruta prevista. Tampoco era plan de machacarse. De todas formas esto fue el sábado y ya había hecho mi programación semanal, con carrera incluida de nuevo (esta vez una milla) y que resumo a continuación:

  • Martes 15/11 - Q1: Series de cuestas 4E + 10(0,3T + 0,3E) + 6E: La habitual sesión de calidad hasta la Inferno para ganar potencia y fuerza en cuestas cortas. No estuvo mal, aunque me costó coger el ritmo. Las 3 primeras en torno a 4:45, las 3 siguientes sobre 4:30, y las 4 últimas de 4:15 hasta 4:05. Las últimas muy fuertes, demasiado según el plan, pero quise apretar un poco. Después de eso, 6 kms de trote recuperando para completar 16 en total con 146 de pulsaciones medias.

  • Miércoles 16/11 - Rodaje suave 13 kms: El oportuno cochinero para recuperar del día anterior. 5:29 de ritmo y 137 de pulsaciones medias.

  • Viernes 18/11 - Rodaje fondo 13E: Con las piernas muy sueltas tras el día de descanso completé un buen entreno controlando el ritmo y manteniéndolo por debajo de 5 sin apurar. Al final 4:55 de media y 153 de pulsaciones.

  • Sábado 19/11 - Calentamiento + Milla Puerto Real: Aprovechando que estaba cerca, me inscribí (gratis, cosa nada habitual últimamente) en esta carrera y hacer un entreno combinado. Era mi primera experiencia en esta distancia y se notó. Llegué con tiempo suficiente para hacer un buen calentamiento de 5 kms trotando y estar en la salida con el cuerpo preparado. Imaginaba que en 1.600 metros no me daría tiempo ni a calentar. Y así ocurrió, que casi no me dio tiempo a enterarme de donde estaba. Cuando sonó la pistola la gente salió "despavorida", y aunque alargué zancada no quise vaciarme tan pronto, aparte que no iba para buscarme una lesión. Pero claro, cuando ves que la gente avanza no te quieres descolgar, así que empecé a apretar antes de llegar al km, recuperando posiciones y esprintando los últimos 200 metros para hacer 5:47, a 3:36 de media. Para un fondista como yo no está mal pero se nota que los que estaban sabían a lo que iban, porque quedé el 56 de 95 y 13 de mi categoría. Una nueva experiencia, muy distinta de las carreras habituales. También pude saludar y charlar un rato mientras calentábamos a David "León de la Isla", amigo corredor y también bloguero del Rábita Ruta de Rota.
Con el otro David del Rábita Ruta, "León de la Isla"

  • Domingo 20/11 - Q2: 3E + 2(3T + 2') + 13E: Tras cancelar la salida trailera rescaté la sesión original del plan de Jack, me puse la gorra y el chubasquero y en el amanecer bajo una ligera lluvia hice el entreno largo de la semana. Tiré para Guadalcacín buscando rectas largas, y aunque con algunos toboganes que endurecen las series a ritmo umbral las hice de menos a más, con esfuerzo pero con muchas ganas también. Los primeros 3.000 fueron a 4:49, 4:43 y 4:25, y los segundos a 4:13, 4:24 y 4:16. Me crucé justo en medio de las series con Antonio triglobero, y aunque lo busqué a la vuelta no di con él.   El día invitaba a rodar, lluvioso y melancólico, y eso que nada más salir el Ipod se volvió loco al tocarlo con las manos mojadas y fui sin música las dos horas de rodaje. Al principio me costó aceptarlo, pero lo incorporé como otra prueba de "endurecimiento", y salí muy reforzado (sobre todo cuando lo reseteé en casa y volvió a la vida...jeje). Lo cierto es que después de las series recuperé muy bien y seguí a buen ritmo, a medio camino entre E y M, hasta hacer otros 13 mientras veía como la gente con sus paraguas se encaminaba a elegir a nuestros futuros dirigentes para los próximos años. Que tengan suerte, algo que nos hará falta a todos. Al final salieron 22 kms a 5:09 y 144 de pulsaciones medias. Muy contendo, y tras comprar unos churritos a los enanos, para casa.
Las "elegidas"

También esta semana he recibido mis nuevas zapatillas, unas Saucony Progid Hurricane 13, que en principio serán las que  utilizaré para la maratón. Después de darle muchas vueltas, buscar, contrastar y pedir opinión me decidí a cambiar de marca por primera vez en estos años con Asics. Las ultimas, mis Kayano 16, acumulan ya más de 1.300 kms, y aunque los "expertos" dirán que no deben amortiguar a mí me van de maravilla, pero está claro que no llegarán a la carrera en febrero. Con las Sauconý he salido dos veces, haciendo el rodaje de recuperación y luego el de ritmo M del viernes, y de momento sólo puedo decir que son "distintas". No van mal, son muy cómodas, pero creo que están demasiado "nuevas". Cuando lleve más entrenos podré hablar con más criterio.

Por otro lado, y en el mismo pedido, también me llegaron los geles que usaré hasta y en la maratón y que he probado hoy en la tirada larga. Son los Powerbar con cafeína con sabor a Grosella. Mi opinión tras sólo tomar uno es que es muy fácil de beber, ya que no es muy denso ni viscoso. Eso sí, de sabor tendré que acostumbrarme porque sin ser desagradable parecen más medicina que golosina. Me quedan 23 ,así que terminarán gustándome seguro...

La semana que viene llega la Inferno Trail, por lo que ésta será la Q2 y sobre ella será la planificación. Tengo que cubrir 56 kms que haré en cuatro sesiones para dar espacio a la carrera. Allí nos encontraremos muchos amigos y espero que el tiempo no sea demasiado malo. De momento, parece que frío sí hará. Nos abrigaremos y lo contaremos, como siempre.

Por último muchísima suerte a todos los que participáis en la Maratón de Valencia ese mismo domingo 27. Me acordaré de vosotros en alguna cuesta y brindaré cuando termine sabiendo que estaréis en lo más duro. Disfrutadlo.

domingo, 13 de noviembre de 2011

Semana 4/18 Plan Maratón Sevilla: cambio de planes y carrera en Grazalema

Buena semana en general, sobre todo después de lo pasado en la anterior. Por suerte con la buena tirada del domingo pasado parece que fulminé definitivamente al virus que me trajo loco y pude empezar ésta con más fuerza, porque el ánimo sigo manteniéndolo en lo más alto.

Los cambios de planes vinieron por una pequeña molestia que tuve en la rodilla izquierda (la de siempre, aunque hacía tiempo que no decía aquí estoy yo) después del entreno del martes y que por prudencia me hizo dejar el rodaje de recuperación del día siguiente. Esta vez sí que paré. Algo me decía que podía ser más grave si no lo hacía. Además, a final de semana surgió la posibilidad (ni mucho menos planificada, raro en mí) de correr una carrera popular el domingo en Grazalema. Tenía previsto una tirada trail para ese día que al final se canceló, por lo que pensé que podría venir bien a mis piernas las cuestas que allí me esperaban.

La semana transcurrió así:
  • Lunes 7/11: Sesión en el fisio con un masaje de descarga de piernas y por tanto descanso.

  • Martes 8/11 - Series de cuestas 4E+10(0,3T+0.3E)+9E: Muy buen entreno, tanto por las series como por los kms posteriores a ritmo suave. La cuesta que usé fue la misma que hace dos semanas en la Ronda Este, con 300 metros y un desnivel en torno al 8%. Lo suficientemente dura y larga para trabajar potencia sin machacarme demasiado. 10 series que estuvieron desde los 4:40 hasta los 4:24. El único pero fue que al principio, casi en el calentamiento, la rodilla empezó a molestarme. No llegó a ser dolor y aguanté todo el entreno, pero estuve un poco mosqueado porque no iba al 100%. Siempre pasa algo... Después de las series seguí a ritmo fácil hasta completar 9 kms más, sumando un total de 19 en el rodaje a 5:21 de ritmo medio y 143 de pulsaciones.

  • Jueves 10/11 - Rodaje fondo a ritmo M 17 kms: El miércoles me salté el rodaje cochinero por precaución con la rodilla, así que tocaba un entreno bueno. Con muchas ganas hice 17 kms a 5:07 de media, ya que empecé muy conservador pero terminé con mucha fuerza. Las pulsaciones medias a 157, sobre todo por el final, que apreté un poco. Satisfecho con el ritmo y la distancia, controlando en todo momento, y sobre todo por el estado en que acabé. La rodilla no estuvo mal.

  • Viernes 11/11 - Rodaje de recuperación 13 kms: Entreno sin mucha historia en el que esta vez no me costó demasiado llevar un ritmo de 5:30. Se notaban los kms de los rodajes anteriores. Salieron 13 kms muy tranquilos como demuestran unas pulsaciones medias de 143.

  • Domingo 13/11 - Carrera Popular Villa de Grazalema: Empujado por el amigo Antonio de mi club el DBM y en plena lucha por nuestro olimpo particular al final me inscribí a última hora en esta prueba. Sustituiría a la tirada trail prevista, y aunque no tenía nada que ver al menos sí tendría cuestas. Y tanto que las tuvo. Han sido 10,6 kms bastante duros en los que sin embargo me he encontrado muy bien de casi todo. El perfil no era como pensaba con continuos toboganes, sino tramos de cierta longitud de subida o bajada. Cuestas largas, para entendernos. El comienzo fue muy duro, casi en frío, con casi 1 km de rampa durísima (5:48' km). Luego una bajada en la que estiré las piernas y rodé muy suelto (3:57 y 4:12) para luego llanear algo (4:21) y comenzar otra subida de 3 kms (4:48, 5:52 y 4:53). Giro en ese punto y a deshacer lo andado para volver a meta bajando a 4:07, llaneando a 4:34 y ascendiendo la última gran cuesta en la que controlé el ritmo para no desfondarme (5:18 y 5:25). Entrada en meta muy entero y pulsaciones medias a umbral, de 160. Muy contento, con una recuperación muy rápida, sin vaciarme, y vuelta a casa. Mereció la pena.
Con Antonio Triglobero en Grazalema

Así que a pesar de perder un día de entreno he sumado bastantes kms, 60 en total sobre los 72 programados, con dos rodajes de calidad (cuestas y carrera con más cuestas) otro a ritmo de maratón bastante largo y otro suave. Mañana toca el habitual descanso de los lunes y el martes al tajo de nuevo. El plan es largo pero si piensas sólo en la semana en la que estás y sus entrenos, que son bastante variados, reconozco que se disfruta mucho.

domingo, 6 de noviembre de 2011

Semana 3/18 Plan Maratón Sevilla: Picacho y lucha contra el virus

Ha sido una semana dura. Empezó muy bien con una tirada montañera espectacular, pero después de eso pillé un virus que ha ido pasando del estómago a la garganta y de nuevo al estómago que me ha dejado tocado. A pesar de ello, los entrenos casi no han sufrido cambios, y eso ha sido lo duro.

Algunos días debí y decidí parar de entrenar, pero cuando llegaba el momento me mejoraba (algún día fue tan sólo psicológico) y salía, aunque con esfuerzo. Lo cierto es que ni yo me creo que haya podido completar el plan casi al pie de la letra, cuando lo normal era haber parado desde el miércoles.

La semana transcurrió así:
  • Martes 1/11 - Tirada larga trail subida Picacho y El Aljibe: organizada por el sherpa de nuestro club, Falín, quedamos con David y Charlie para una jornada de entreno duro para la Inferno. En total 14 kms con casi 1.000 metros de desnivel positivo. En las subidas no estuve mal, casi todas andando a buen ritmo y controlando pulsaciones (intentando no pasar de 160) aunque me vendría bien algo de potencia en cuadriceps para mejorar. En las bajadas, bien, con confianza y muy suelto, aunque a veces demasiado para seguir a Falín y con partes derrapando y rozando el car.... padre. Muy divertido y duro a la vez. Lástima la lesión de David que casi al principio se torció un tobillo y el tío hizo toda la subida a ritmo con nosotros y bajó como pudo con el tobillo como una pelota. Espero que ya esté casi recuperado. Con Charlie como siempre, tan cercano y buena gente que parece que nos conocemos desde hace años. Venía con las piernas cargadas del día anterior pero ahí estuvo el tío. Falín, marcando el ritmo. Conocedor del terreno y en forma óptima nos guió magistralmente para enseñarnos unas vistas espectaculares en el Picacho y para respirar por encima de las nubes en el Aljibe. Mereció la pena. Evidentemente fue la Q1 de la semana que sustituyó a unas series de cuestas.
En El Aljibe, al "nivel de las nubes"

  • Miércoles 2/11 - Rodaje de recuperación 8 km: No estaba tan cansado como pensaba tras la paliza del día anterior, aunque los cuadriceps sí estaban cargados, pero empezaron las molestias estomacales. Casi no pude comer en todo el día pero a la hora de entrenar sentí que podía y necesitaba estirar las piernas con un buen cochinero de pocos kms. Para colmo lloviendo, pero para eso está la gorra y el impermeable. El rodaje bajo la lluvia estuvo bien, pero tras la ducha mi cuerpo, acompañado de algunos tiritones, dijo: "¿qué has hecho, chaval? llévame a la cama ya!". Así que un poco de fruta y abrigado a dormir y sudar.

  • Jueves 3/11 - Rodaje de fondo a ritmo M: Mal día en general con el dichoso virus que empieza  a pasarse a la garganta, y que en principio me hace desistir de correr. Sin embargo, a media tarde me aparece un hueco de tiempo libre y aprovecho para cumplir con el plan. Hoy las piernas sí están muy tocadas de la montaña. Las bajadas hacen efecto en grupos de músculos poco trabajados y aunque cada vez menos las agujetas hacen acto de presencia. Pero nada, con la garganta tocada, agujetas como alfileres en los muslos y un tiempo de perros amenazando lluvia también salgo y termino un entreno muy meritorio de 9 kms a 5:04 de media.

  • Sábado 5/11 - Q2: 3E + 5(1T+1') + 6E: El peor día. A pesar del descanso del viernes la cosa fue a peor, y no tenía ni fuerzas ni ganas de nada. Con el estómago hecho trizas decidí tomarme el fin de semana de descanso...pero el sábado otra vez me levanté animado y después de desayunar y esperar como "evolucionaba" la digestión salí a intentar la Q2 que me tocaba. Los 3 kms a ritmo easy me costaron más de la cuenta y presagiaban que no iba a ser un entreno divertido. Cuando ya en la pradera de Chapín me dispongo a hacer las 5 series de 1 km a ritmo T compruebo que mi cuerpo (estómago, garganta, piernas y todo) no están para muchos trotes y dudo que pueda ni terminar esas series. Después tenía que hacer 10 kms a ritmo E que en ese momento ni pasan por mi cabeza. Para colmo, el tiempo ha cambiado y hace un fuerte y frío viento muy desagradable. Todavía pensaba "tenía que haberme quedado en casita, joder..:" cuando le di al lap para iniciar las series. y nada, con mucho trabajito las completé a los siguientes ritmos: 4:37 - 4:31 - 4:37 - 4:29 - 4:36. Con las piernas muy pesadas y bastante perjudicado por el esfuerzo quise seguir y hacer algunos kms a ritmo E. Al menos tenía que volver a casa, así que alargué el camino y con mucho sufrimiento y casi sin fuerzas conseguí hacer 6 kms más sobre los 5:30 de media. Auténtica pájara al final, casi extenuado. Por la noche de nuevo fue la garganta la receptora de los males; tenía una faringitis de aupa,.y prometí cerrar la semana hasta el martes.

  • Domingo 6/11 - Rodaje ritmo M 11 kms: Me levanto pensando que no podré ni hablar y sorpresa, el dolor de garganta ha desaparecido y el estómago casi no molesta. Para colmo tengo visita a casa de mis padres, junto a Los Toruñosflow, hago un entreno de 11 kms a 5:05 de media y con 144 pulsaciones medias. El día que mejor me he encontrado y que mejor terminé.
En resumen, semana con muchos problemas físicos tras el duro entreno de montaña, con gastroenteritis, faringitis y agujetas, que han complicado cumplir el plan de entrenos. Aunque reconozco que no debí entrenar algunos de esos días al final no me encontré mal rodando (salvo el sábado), por lo que termino contento y satisfecho, con los kms cumplidos al 100% (65 en total) y sobre todo porque parece que he conseguido recuperarme del bache.

Mañana lunes descanso y aprovecho para una sesión de descarga con el fisio, y el  próximo domingo culmino la semana con una Q2 que he cambiado por otro entreno montañero que Falín está preparando y que posiblemente (ojalá) sea una quedada con algunos amigos ilustres blogueros. Espero que así sea y echemos un buen día como cabras por el monte.

jueves, 3 de noviembre de 2011

1 año con vosotros

El 3 de noviembre de 2010 publiqué la primera entrada de mi blog. Me costó mucho decidirme a iniciar esta aventura, y como a todos nos ha pasado nunca imaginé que llegara a ser lo que es en sólo un año.

Siempre tuve ganas de escribir sobre lo que hago y me gusta, más como diario íntimo que como forma de compartirlo con los demás, la verdad. Por eso la idea original era escribir a nivel personal, sin publicarlo. Tan solo exponerlo a los que yo decidiera, a la gente cercana. No soy muy dado a contar mis cosas en público, de hecho a veces pienso que me estoy pasando, que aparte de todos los que me seguís a menudo hay muchos otros que ni me conocen ni tienen la necesidad de saber de mi vida.

Sin embargo, animado por los blogs de mi club el DBM, y de mi amigo el Triglobero, decidí crear un pequeño blog, pero conservando ese espíritu medio público medio privado que te da estar en medio de la red pero como un desconocido sin mucho atractivo para los demás.

Al principio fue eso, mi diario personal con mis entrenos, mi historia como corredor, el material que utilizaba y las carreras en las que participaba. Pero poco a poco empezó un fenómeno con el que no contaba: la comunidad bloguera. Me llegó algún comentario suelto de algún "desconocido" con gustos afines por esto de correr, empecé a indagar y encontrar blogs de gente que hacía lo mismo, a leer sus entradas y a descubrir que había "muchos otros como yo". Fue el antes y el después del blog.

Comencé a seguir y participar en muchos de esos blogs, a entablar amistades con sus dueños, con sus seguidores y visitantes y ellos también se convirtieron en los míos. Es curioso como sin conocernos personalmente (salvo algunos casos) sabemos de nuestras vidas (al menos como corredores), nuestros éxitos, fracasos y retos.

Lo cierto es que hoy, un año después, paso casi tanto tiempo leyendo y comentando lo que mis amigos blogueros opinan y escriben que editado mis propias entradas, y eso es lo importante. He pasado de escribir mi blog personal a compartirlo con los demás. He hecho muchas amistades y también he aprendido mucho de ellas, tanto sobre material, entrenamientos o carreras.

A nivel estadístico, desde aquella entrada del 3 de noviembre he publicado 76 con ésta. No soy muy prolífico en esta faceta. Si tuviera que escribir con más frecuencia y estar al día con todos los blogs que sigo necesitaría varias horas diarias, por lo que envidio a los que son capaces de hacerlo, aunque sea con entradas mucho más reducidas pero no por ello interesantes que las mías. Yo suelo hacerlo una o dos veces en semana.

A día de hoy estoy rozando las 10.000 visitas, número mágico también, con más de 12.000 páginas vistas y un aumento significativo de visitantes en los últimos meses, superando los 2.000 el pasado octubre. A veces me da un poco de vértigo penar en toda esa gente que te visita sin tú saber de donde viene ni con qué intenciones. De hecho, la procedencia de esas visitas, aparte de España en casi el 75%, se reparte por paises como México, Colombia, Estados Unidos, Perú, Panamá, o Argentina. Como anécdota, tengo una visita de Jápón, Islandia e India, que supongo se perderían por la red.

Otro dato significativo y de los más importantes son los comentarios a las entradas, que suman hasta hoy 543. Han ido incrementándose con el tiempo, y en las últimas entradas rondan los 20 de media. Para mí todos son igual de importantes. Unos porque te animan, otros porque te dan consejos, o porque dan su opinión. Pero sobre todo, te dicen que están ahí. Es como un saludo de los que te siguen, y eso es lo que siempre valoro y agradezco. Tampoco voy a olvidar a los que sé que a pesar de no dejar comentarios me leen de forma incansable. Sé que también están ahí.

No voy a dar nombres para no olvidar a nadie, pero a todos los que me leéis, estéis o no de acuerdo con mi forma de ver el running, mis entrenos o mis carreras, gracias de corazón. Habéis hecho que escribir en el blog sea algo que haga con la ilusión de compartirlo con vosotros. Espero que pueda seguir conociendo a muchos más de los que me visitáis, y si es posible, en lo personal. Sevilla será seguramente el lugar en el que muchos podremos vernos las caras y saludarnos.

GRACIAS A TODOS

domingo, 30 de octubre de 2011

Semana 2/18 Plan Maratón Sevilla: Jack debe estar contento

La semana pasada tuve que variar algo el plan de entreno de la maratón de Sevilla por la carrera del fin de semana en Jerez, teniendo que reconvertir la Q2 en una sesión de velocidad de 8 kms y perder uno de los días de recuperación para encajar la carrera con un día de descanso previo. Me llegaron noticias de que a Jack no le pareció muy bien. "El nuevo en su primera semana ya empieza con los cambios. Pues para eso que no haga ni planes ni host...". De todas formas de los 64 kms proyectados hice 48, que no están tan mal con un día menos de rodaje, no? En fin.

Así que esta semana he hecho todo lo posible para cumplir al máximo con todas las sesiones y sus ritmos, y salvo algún rodaje E que terminó en M, creo que lo he conseguido, teniendo que hacer algún entreno a horas intempestivas y con lluvia.

  • Martes 25/10: Q1 que he cambiado (con el permiso de Jack, claro...) en las 6 primeras semanas hasta llegar a la Inferno Trail consistente en series de cuestas. La "ecuación" fue 5E+10(0,3T+0,3E)+5E. La cuestecita tiene 300 metros con un desnivel del 6%. En las 10 series comencé con ritmos en torno a 4:30 bajándolos poco a poco hasta los 4:15. En total fueron 16 kms con las piernas algo cargadas.
  • Miércoles 26/10: Rodaje de recuperación de 13 kms a 5:22 de media. No me costó mucho mantener el cochinero porque seguía algo pesado de piernas. Además tuvo mérito porque salí cuando llegué del fútbol a eso de las 23:30 y lloviendo. Me acosté muy tarde pero con la "tarea hecha".
  • Jueves 27/10: El rodaje del miércoles dio sus frutos y con buenas sensaciones corrí otros 13 kms pero hoy a ritmo M, a 4:55 de media. Muy suelto y con ganas.
  • Sábado 29/10: Q2 y primer rodaje puro Jack Daniels. Un 3E+4T+4E que me salió perfecto. Salí muy temprano a la pradera de Chapín, todavía casi de noche y amaneciendo, para hacer allí los 4 kms a estos ritmos: 4:42/4:36/4:31/4:22 y después otros 4 en torno a 5'. Me gustó este entreno, que se hace cortito pero intenso y te deja con buen sabor de boca.
  • Domingo 30/10: Hoy era un cochinero recuperador de 11 kms, y aproveché que estuve en casa de mis padres para rodar por Los Toruños. El día era estupendo, incluso con demasiado calor, pero iba tan bien que pasé de la hoy delgada línea que separa el rodaje E del M. También alargué un poco la salida ya que quise coger un poco por la playa y al final salieron 12 kms a ritmo medio de 5:10. Que conste que empecé a 5:20, Jack, pero no forcé en absoluto, ya que de piernas he ido de escándalo.
Físicamente empecé la semana algo tocado después de la carrera del domingo, ya que fue muy exigente en ritmo, pero me fui sobreponiendo hasta terminar muy fresco, a pesar de los kms que les he metido. De respiración he mejorado bastante, pero el taponamiento no desaparece del todo. La cosa va lenta pero a mejor.

En resumen, 5 días de entrenos, dos buenas sesiones de calidad y 65 kms sobre los 64 proyectados. Está claro que cuando se puede, se hace, aunque no me voy a obsesionar con cumplir con el plan si "no tengo el cuerpo". Es muy pronto, pero ya huelo a maratón...

La próxima semana tengo una salida trail "de las buenas" para el martes como Q1 en la que hemos quedado varios conocidos y blogueros: subida al Picacho y el Aljibe en el Parque de Los Alcornocales que "promete" emociones y latidos fuertes. Será una buena sesión preInferno, y espero que Jack no se mosquee mucho con estas libertades traileras...

miércoles, 26 de octubre de 2011

Relevin´ Garmin

La semana pasada, después de casi tres años de compartir muchos ratos, entrenos y carreras, alegrías y tristezas, tropiezos, más de un roce, alguna caída y muchas cargas de batería, mi querido Forerunner 305 dejó de funcionar. Su pérdida inmediata sin avisar justo cuando empezaba mi plan de maratón me dejó ko, ya que cuando tienes un Garmin ya no puedes salir a correr sin él. Es como salir sin zapatillas, y no exagero.

Esperaba este momento, ya que había leído por algunos foros que estos aparatos tienen dos o tres años de vida (según el uso) y que después hay que tirarlos a la basura cuando la batería dice basta. De hecho, ya estaba buscando sustituto para final de año, como regalito de reyes.

Así que me puse como un loco a buscar por internet para relevarlo, llegando a las siguientes conclusiones de varios modelos y que os cuento para que os sirva de algo o lo discutáis. Es sólo mi opinión y lo que pude extraer de muchos blogs y foros.

Antes de nada hay que decir que un gps de entrenamiento para correr  tiene varias funciones principales. En primer lugar, por supuesto, es cronómetro. Pero lo que lo hace diferente, el gps, nos permite además saber la distancia recorrida y la velocidad a la que lo hacemos y el pulsómetro nos controla las pulsaciones o frecuencia cardíaca. Con estos datos ya podemos obtener casi lo que queramos: distancia total, velocidad media, por vuelta, actual, pulsaciones medias, etc. Además, podemos después descargar el entreno en nuestro equipo o en la red (hay múltiples programas de entrenamiento) para tenerlos guardados, compararlos y analizarlos. Y por supuesto podemos visualizar a través de mapas los recorridos que hagamos, guardarlos, compartirlos o descargar otros para seguirlos. Una pasada, la verdad.

En mi búsqueda y análisis sólo he tenido en cuenta Garmin porque es lo que conozco y lo que usa la mayoría de corredores. Como gpstambién están los Polar, algún Timex y ha salido un Nike recientemente pero que yo sepa no son mejores. Que conste que Garmin no me paga nada, y si lo hiciera pues yo encantado de hacer más propaganda de sus productos (por si alguien lo lee...jeje).
  • Forerunner 305: El modelo que tenía y de los primeros de Garmin junto al 205 (éste sin pulsómetro). Me ha funcionado fenomenal hasta que perdió el sonido y luego falleció. Como ventaja, que puedes configurar hasta 4 campos en pantalla y es de fácil lectura. Principal inconveniente su tamaño, aunque para gente alta como yo no queda exagerado. Un amigo lo llamaba "pequeño reloj de pared para la muñeca"... Ya está descatalogado pero en alguna web lo tienen por 127 euros. En Garmin me enviaban uno nuevo cambiándomelo por el mío por 90 euros.

  • Forerunner 310: El Garmin concebido principalmente para los triatletas, ya que es sumergible y la duración de su batería es de unas 20 horas, al contrario que el resto de modelos, que tan solo es de 8 horas. De tamaño es parecido al 305 aunque algo más compacto y con las mismas características. Mejor precio, 258 euros con pulsómetro.

  • Forerunner 405: El modelo más "recogido" de Garmin, ya que de tamaño es parecido a un reloj de calle. Tiene casi las mismas prestaciones que el 305 pero un gran inconveniente: cuando se moja por la lluvia o sudor el bisel que sirve para desplazarte por su menú deja de funcionar y el reloj puede desconfigurarse. La solución es bloquearlo antes del entreno, pero no puedes cambiar nada ni moverte por los menús (aunque tiene una opción que cambia sus pantallas automáticamente). Otro inconveniente que yo le veo es que no puedes meterle más de tres campos por pantalla y es más difícil de leer en movimiento al ser más pequeño. Tiene buen precio, 180 euros con pulsómetro.

  • Forerunner 410: En éste han corregido el problema del bisel del 405, y poco más. Algún cambio en el diseño y algo más caro. Otra pequeña pega para los que quieran cargar rutas es que no tiene mapa con su flechita como el 305, sino una brújula que te marca la trayectoria. El precio más barato que encontré, 280 euros.

  • Forerunner 610: El modelo más avanzado en GPS del mercado ya que incorpora un sistema de pantalla táctil que al parecer funciona aun estando mojada. Tiene las mismas características del 405 y pueden configurarse cuatro campos en pantalla. Su única pega es que la batería no dura más de 8 horas. Se puede encontrar por 354 euros con pulsómetro.

  • Forerunner 910: Acaba de salir y es la nueva versión del 310 pero mucho más caro. Parece que mejora la medición para nadar y alguna cosilla más, pero básicamente es el 310 en otro color y por 450 eurillos. 




Con todo esto aunque de forma muy resumida, me quedé con varias opciones que fui descartando por los siguientes motivos y en ese orden:
  • 405: Lo del bisel mojado parece cierto y con 3 campos en pantalla se me queda corto.
  • 410: Precio demasiado elevado sólo por mejorar el problema del anterior. Además, sólo 3 campos en pantalla.
  • 305: Su coste en Garmin por el cambio me hizo dudar, porque es un gran GPS y acabas acostumbrándote al tamaño. Me ha ido bien pero ya tenía hecha la idea de cambiar.
  • 610: Lo más nuevo, innovador, 4 campos...muy tentador, aunque el precio también para pensárselo. Además, esa batería sigue siendo corta.
  • 310: La elección. Mismas prestaciones que mi anterior 305, 4 campos en pantalla, sumergible (de momento no me sirve..pero quién sabe?), batería de larga duración (mi próximo reto la va a necesitar...) y precio no desorbitado.
Así que con tres meses de antelación los Reyes Magos me han traído mi regalito (porque he sido muy bueno, claro) y al día siguiente ya lo tenía en mi casa. Ya he salido varias veces con él y ahora estoy más convencido de mi decisión, ya que aunque a simple vista es parecido a mi querido 305 realmente es un modelo más avanzado. Su pantalla es de más fácil lectura y la luz de fondo también mucho más clara. Es como pasar de un Casio de los antiguos (con el fondo verdoso y la luz amarilla) a un reloj digital moderno con números claros en fondo blanco brillante y luz clara. Lo único a lo que no me termino de acostumbrar es a la alarma por vibración que le he activado. Tiene la ventaja de avisarte del final de un lap o de sobrepasar algún límite que le hayas puesto (pulsaciones, tiempo...) pero no veas el susto que te mete en la muñeca.

Esta es mi pequeña y humilde aportación para los que estéis pensando adquirir o cambiar vuestro cronómetro con gps. De lo que sí estoy seguro es que si podéis no lo dudéis, ya que desde que tuve mi 305 es cuando realmente empecé a entrenar.

lunes, 24 de octubre de 2011

Semana 1/18 Plan Maratón Sevilla y Carrera Popular de Jerez

El espectáculo ha comenzado y ya estoy inmerso en la preparación del maratón de Sevilla..El plan que me he preparado (JD-GQ) es bastante exigente sobre todo en las primeras semanas. Vamos, que no es para empezar de cero ni mucho menos. De hecho, el kilometraje al principio es algo exigente, tal como comentaba hoy con el bueno de Quique.

Esta primera semana he cambiado la Q1 para hacer series de cuestas en lugar de en llano, y además he tenido que retocar las salidas para acomodar la carrera que disputaba el domingo en Jerez. La semana fue así:
  • Martes18: 5E + 10(0,3T + 0,3E) + 6E. Tras el calentamiento fueron 10 series de 300 metros en la cuesta más pronunciada de la Ronda Este. Cortita pero machacona. Me encontré bastante bien aunque la gente pensaba que me había vuelta majara subiendo y bajando sin parar. Los 6 de propina se hicieron más duros. Total 16,5 kms.
  • Miércoles 19: 10 km recuperación a 5:30.
  • Viernes 21: 13 kms a ritmo M. Hoy no estaba tan entero y las piernas me pesaban algo. Tuve que apretar algo al final  para mantener los 5:00 de media.
  • Domingo 23: carrera en Jerez de 8,3 kms a 4:08. 
La nariz me da algo de tregua en los entrenos de fondo, ya que no necesito inspirar mucha cantidad de aire, pero en las series y sobre todo en carrera es otra historia. Ahí tengo que esforzarme más e intentar que mi boca pille todo el oxígeno que pueda.

Respecto a la carrera de hoy se daban unas circunstancias que la hacían especial, y aunque no estaba para la paliza de carrera corta que se preveía sí tenía muchas ganas de que llegara el día. A eso de las 8:30 ya estaba en Chapín donde me encontré con Alfonso, recogimos los dorsales de nuestro club y esperamos al resto de los integrantes.

El día era especial porque por fin estrenábamos nuestras nuevas equipaciones y además estábamos inscritos todos excepto uno por motivos de trabajo. Cuando nos dieron el listado del club lo flipamos porque éramos 16, aunque hay que decir que estaban incluidos algunos de nuestros enanos que corrían en categorías inferiores. Lo cierto es que todos fueron apareciendo y al final nos hicimos una foto histórica con 12 DBMs con sus flamantes equipaciones.

También pude saludar a muchísimos conocidos, tanto de Jerez como de los blogs, como José Prieto, David Matraca, Diego, Antonio Martín-Bejarano, Rafael Maratonman, Andy (ánimo con esa recuperación compañero!), Miguel Ángel del Fronter y muchos otros. Tampoco puedo olvidar a todos los integrantes de mi club, sobre todo a los que no viven en Jerez y que sólo veo en algunas carreras pero a los que me une algo más, como al bueno de Quique. Fue un día de muchas y pequeñas charlas con gente con la que cada vez tienes más en común y cosas que compartir. Gran ambiente en Chapín y el día, a pesar de amenazar con lluvia temprano, se puso estupendo y con el sol fuera.

Foto histórica del club DBM

Pasadas las 10 se dio la salida y aunque intenté estar en el primer tercio de corredores no pude evitar el colapso incial, aunque con la vuelta que había que dar a la pista y por la calle exterior conseguí situarme en una zona sin peligro de caídas. El primer km, con este esfuerzo por adelantar, lo hice a 4:03. Los 2 siguientes a 4:11 y ahí ya empecé a necesitar más aire del que llegaba por mi nariz, así que intenté bajar un poco porque no sabía como llegaría al final. Hasta entonces iba con José María y David, y el primero se va manteniendo el ritmo de 4'. Con David seguiría hasta el final de la carrera. El 6 y 7 medio mantengo por debajo de 4:15 pero sigo con muchas dudas, ya que no sé si me estoy cebando. No voy cómodo pero creo que puedo aguantar, aunque la garganta es "papel de lija". En el 8, divisando ya el estadio aprieto y hago un último km muy bueno a 3:51 esprintando los últimos 200 metros a reventar (3:21). Al final casi 34 minutos en una carrera de las que llamo "estresante", porque vas con el corazón en la boca y encima con el aire muy justito. El disfrute en carrera es muy relativo, pero al cruzar la meta te sientes satisfecho de lograr esos ritmos. De todas formas contento también porque es la última prueba corta en mucho tiempo.

Después de la carrera se disputaron otras de categorías de menos edad, y ahí estaban mis dos enanos para lograr sus respectivas medallas (había para todos, claro...). Aunque se hizo un poco larga la espera mereció la pena y se lo pasaron genial. Yo reconozco que disfruté casi más que en la mía...

Con la carrera el plan ha quedado un poco desajustado, ya que tuve que quitar las salida del sábado para no llegar muy cargado a la carrera, que encima ha sustituido a una tirada de 20 kms. El total de la semana han sido 48 kms sobre los 64 proyectados, pero dadas las circunstancias estoy satisfecho y además me encuentro bastante bien de piernas. La semana que viene también tengo otra historieta de médicos, y es que todo se me está viniendo a la vez, aunque es poca cosa y espero que no interfiera demasiado en el plan.

domingo, 16 de octubre de 2011

Empezando a respirar...y entrenar

Después de la operación las sensaciones no han sido las que esperaba. Entre la inflamación de la nariz y lo que todavía me queda dentro y que tengo que ir expulsando poco a poco tenía un casi continuo taponamiento nasal que me impedía respirar por la nariz y hacía que mi voz pareciera la de Blas (el amiguete de Epi, el de Barrio Sésamo). Así estuve cuatro o cinco días, llegando a pensar que la cosa no iba bien.

Poco a poco he ido mejorando, y el aire ya va entrando (con dificultad) por mis orificios nasales, aunque a ratos también se taponan y no cuento cuando estoy tumbado, por ejemplo para dormir. Lo cierto es que la recuperación es y va a ser más lenta de lo que pensaba. El doctor me dejó caer que para valorar el resultado habría que esperar unos tres meses mínimo, así que habrá que tener paciencia.

Para entrenar me dijo que esperara una semana al menos y que según me encontrara. El domingo pasado hacía 5 días y aunque era pronto tuve un mono tremendo y me dije: "¿y si trotando un poco se me desatasca algo la nariz?". Pues a probar. Corrí 7,5 kms sin mirar el reloj, a probarme, y aunque físicamente estaba muy bien el aire fluía sólo por la boca. Llegué con el pecho "hinchado" y la garganta y labios secos. De todas formas no estuvo mal y estiré las piernas.

Después he salido otros dos días la semana pasada, el martes y el jueves, ya con algo de aire circulando por la nariz aunque mínimamente. Los ritmos ya han sido más normales, en torno a los 5' para 10 kms cada día, pero forzando mucho garganta y pecho. Si hiciera más frío no lo haría, porque la faringitis la tendría asegurada.

Amaneciendo con Arcos al fondo
Y hoy domingo los amigos Falín y David de mi club tenían preparada otra tirada trail con cuestas por Arcos de la Frontera en la preparación que estamos haciendo para el Inferno Trail. Me llamaron y aunque no me atrevía al final me animé. Se me ocurrió probar las tiras nasales estas que se pegan en la nariz y la verdad es que han sido mi salvación. Me he encontrado mucho mejor y al menos han ayudado a que el aire no pasara todo por la boca, aunque ni mucho menos he respirado con normalidad. De todas formas me he defendido bien y hemos hecho 22,5 kms con un desnivel positivo de casi 600 metros a un ritmo medio de 5:31. Duro en algunos tramos pero como siempre muy divertido.

Con David y mochilas a cuestas

Mañana comienzo oficialmente el plan de maratón JD-GQ Sevilla 2012. Esta primera semana cambiaré la Q1 por series de cuestas y el domingo correré la Popular de Jerez en lo que promete ser una fiesta local del running y con estreno de equipación de nuestro club. A ver "como respiro".

viernes, 14 de octubre de 2011

Mi plan JD-GQ para el maratón de Sevilla

Entre los que habitualmente nos leemos sobra presentar al famoso JD, tan criticado por unos y alabado por otros, pero que no deja indiferente a nadie tras ver o probar sus planes de entrenamiento. De todas formas, intentaré a mi manera, sin tecnicismos, describir quién es el "Bourbon Man", sus recomendaciones y sobre todo exigencias para entrenar.

Jack Daniels es un famoso entrenador y fisiólogo americano muy reconocido, llegando a ser nombrado mejor entrenador de running del mundo según la revista Runners World. Bueno, esto no es el Príncipe de Asturias, pero no creo que se lo den a cualquiera, ¿no? (al menos sin pagar...).

JD ha creado un sistema de entrenamiento muy concreto para cada corredor, según el nivel de éste, y no según la marca que "quiera hacer". Por mucho que me empeñe, al menos de momento (por soñar que no quede..), no voy a hacer un plan de maratón para bajar de 3 horas. El buen hombre creó el llamado VDOT, que es un índice basado en tus tiempos de carrera y que te marca los ritmos a seguir. Dejo enlaces para calcular el VDOT y otro con las tablas en la que aparecen los ritmos teóricos que son necesarios para el plan y que resumidamente son los siguientes:
  • E - Easy pace: Ritmo fácil. El "trote cochinero" o de recuperación. Muy importante respetarlo porque es la base del progreso, la forma de asimilar las sesiones de calidad. Ir por encima del mismo en los días E creo que es de los errores más comunes en los que caemos los populares. Habrá que esforzarse n mantenerlo cuando toque.
  • M - Marathon pace: Ritmo de maratón. Es el que debería llevarse en la carrera para el VDOT que tenemos. No es el objetivo, digamos mejor una referencia y que si hacemos bien las cosas el que debe salir el día del maratón.
  • T - Threshold pace: Ritmo umbral. El que nos va a hacer progresar y que haremos en los días de calidad. Se supone que es el que hacemos bajo un esfuerzo de un 80%, es decir, casi a tope controlado que digo yo.
  • I - Intercalase: Ritmo de las series. Aunque pocas de alta intensidad, en el plan también hay que hacer algunas cortas, sobre todo al principio.
Con el VDOT que nos corresponde según los tiempos reales que hacemos en un 10.000 o una media maratón ya tenemos los ritmos que seguir en el plan, y éste nos detalla perfectamente qué hacer cada día. O sea, que aunque el cuerpo no está siempre igual y algún día tendremos que adaptarnos a éste, sabemos a cuanto tiempo, distancia y sobre todo y más importante, los ritmos a llevar según el entreno que nos toque.

Uno de los objetivos del plan, aparte de perseguir entrenar unos ritmos y unas distancias, es que asimilemos el esfuerzo que tendremos que desarrollar el día del maratón. Lo importante o más duro todos sabemos que empieza a partir del 30 a 35, de las 3 horas de carrera, que es cuando el cuerpo se queda sin glucógeno y tiene que buscar otras fuentes de energía. Es lo que llamamos el muro, el tío del mazo, etc. JD intenta entrenar ese momento pero sin tener que llegar a las 3 horas de rodaje, ya que sería perjudicial para nuestras articulaciones, músculos, etc. Para ello, propone unas sesiones de entreno a las que muy bien llaman los expertos "exprimelimones", en los que combina larga distancia a ritmo fácil con series a ritmo umbral, por lo que el consumo de glucógeno en 2 horas equivale al de 3 a ritmo constante, por decirlo de una manera fácil. Al parecer es duro, pero funciona.

La estructura del plan tiene 3 fases de 6 semanas cada una. Las importantes son las 2 últimas, es decir, 12 semanas, por lo que si se llega medio entrenado y el objetivo no es demasiado exigente se podría hacer en esas 12 semanas. En mi caso, como no tampoco pararía de entrenar si lo hiciera así, voy a hacerlo completo, o sea, de 18 semanas, aunque precisamente en las primeras 6 cambiaré a algunos de los entrenos para hacer cuestas y ganar potencia, aprovechando para preparar la prueba de montaña (Inferno Trail) en la que participaré a modo de preparación y que caerá justo al terminar la sexta semana.

El desarrollo del plan es muy detallado, ya que las tablas del libro de JD te lo describen perfectamente. Yo lo único que he hecho es traducir de millas a kms y de minutos a kms también para siempre tener claro una distancia. El plan semanal se basa en 5 días de entreno que se dividen en 2 días de calidad (Q1 y Q2), 2 días de recuperación y otro que a poder ser es para hacerlo a ritmo de maratón y acostumbrar al cuerpo a memorizar ese ritmo. Lo importante por tanto es hacer los días Q y luego los días de recuperación para asimilar el trabajo. Yo me he puesto los martes para la Q1, miércoles recuperación y jueves el entreno a ritmo maratón. El viernes descanso, sábado Q2 y domingo recuperación con el lunes descansando de nuevo previo a la Q1 siguiente. Siempre descanso antes de una sesión de calidad.

Al hablar de descanso me refiero a rodar, ya que esos 2 días que no correré (lunes y viernes) haré fortalecimiento de piernas con gomas. Creo que es necesario tener fuerza para soportar la carga de entrenos y sobre todo de kms el día de la carrera. Mis rodillas me lo agradecerán. Además de esto, seguiré con mis series de abdominales al terminar cada entreno, como vengo haciendo desde hace mucho tiempo y que también se deja notar. Y a  todo esto sumaré las habituales sesiones de estiramientos que meticulosamente hago antes y después de cada rodaje.

El VDOT que me sale por mis tiempos de carrera es el 46, ya que marco, como mínimo, 44:25 en un 10.000 y 1:38:27 en una media. Los ritmos que me salen son 5:40 el easy (demasiado lento creo), 4:33 el ritmo umbral y 4:12 el de las series (los veo bien). Lo que me ha sorprendido es el tiempo que me marca para la maratón, 3:24:39 a un ritmo de 4:52. No es que lo vea imposible, pero en mi primera vez no es ni mucho menos el objetivo que tenía planteado. De todas formas mi intención en primer lugar es acabarla, a ser posible decentemente (que no tengan que ponerme oxígeno al cruzar la meta) y si puedo estar en torno a las 3:45 perfecto. Bajar de las 3 horas y media sería un sueño, así que como tal lo tendré.

Desde hoy dejaré un enlace junto al contador de los días para el maratón con mi plan de entreno que llevaré actualizado al menos semanalmente. El plan lo he desarrollado en excel bajo las recomendaciones de Gonzalo Quintana (mi supervisor de JD), con los sabios consejos de David Matraca y basado en el de Isidro Gilabert (te pagaré el copyright, compañero).

Ahora lo que queda es empezar a disfrutar del maratón con 18 semanas de antelación, y eso exactamente comienza el próximo lunes 17 de octubre, mi primer día de entreno oficial JD. Espero estar a la altura y lograr mis objetivos, pero sobre todo, pasármelo en grande.

lunes, 10 de octubre de 2011

Jack Daniels me ha admitido!

Coincidiendo con mi recuperación y después de una tensa espera, hoy he recibido la comunicación oficial del departamento de entrenamiento externo del equipo de Jack Daniels: "you are acknowledged". O sea, que mi plan para el maratón de Sevilla ha sido aprobado por el mismísimo Jack.

Eso sí, con una salvedad importante. Tengo un jefe directo que es el que me ha recomendado ante JD, cuyas iniciales son GQ. Sí, todos lo conocéis, Gonzalo Quintana, sin  el cual mi plan se hubiera quedado en una esquina de mi disco duro sin más pena que gloria. Él ha sido mi mentor y el que me ha ayudado con su creación gracias a sus recomendaciones y consejos. Le estoy muy agradecido, y al igual que a Jack prometo cumplir todas sus directrices.

También tengo un entrenador cercano que me ha dado algunas ideas y consejos y al que además de hacer caso también quiero agradecer su atención. No es otro que David el Matraca, al que también intentaré obedecer en lo que diga, aunque sé que él prefiere el JD en un vaso con hielo.

Por último tampoco puedo olvidar al bueno de Isidro  Gilabert, que aunque indirectamente, también ha sido uno de mis inductores en este plan, ya que es un alumno aventajado de JD y toda su experiencia en el último de sus planes que está acabando me ha servido de gran ayuda y sobre todo de motivación para convencerme de que ese era mi plan. Además, su forma de plantearlo ha sido la base del mío. Quizás los horarios sí que difieran algo, porque no creo que muchos de mis entrenos sean a las 5 de la mañana.

Así que, señoras y señores, hago oficial mi próximo gran reto para dentro de algo más de 4 meses: el XXVIII Maratón Ciudad de Sevilla. La fecha, el 19 de febrero de 2012, día en el que además espero que coincidamos muchos de los que nos leemos y culminar esos 42 kms con éxito. Para conseguirlo, la mejor noticia es la que me ha llegado hoy, con la aprobación de mi plan, al que por lo que os he contado he bautizado como "Plan JD-GQ". Lo próximo será contar en qué consiste.

jueves, 6 de octubre de 2011

Vuelta a casa y recuperándome

"El chaval al que acabo de operarle los cornetes dice que va a hacer los 101 de Ronda el año que viene", me dice el Dr. Valdeón mientras el anestesista me coloca la mascarilla y replica "pues yo los hice el año pasado en MTB y este quiero hacerlo a pie". Intento contestarles diciendo "pues yo también estoy pensando en...". Fue lo último que recuerdo hasta despertar a la hora y media después de la operación. Pura e increíble casualidad.

Las horas posteriores fueron llevaderas, supongo que por el efecto que iba quedando de la anestesia, pero conforme avanzó la noche los tapones en mi nariz y la sequedad en general la hicieron eterna... Algo de dolor pero sobre todo una opresión de nariz para arriba que parecía que te estallaba la cabeza.

Por la mañana el doctor me retiró los tapones, acto que recordaré mucho tiempo. Parece mentira lo que tenía metido en la nariz..y lo que salió después...mejor no dar más detalles. La operación ha salido bien y el doctor me reconforta asegurándome que ha merecido la pena. Un poco de mareo posterior y para casa.

El día de ayer también fue largo, y hoy, después de dos días ya estoy bastante recuperado. Los dolores en general están remitiendo y aunque la nariz la tengo un poco machacada y taponada por la inflamación noto mejoría y en pocos días espero hacer "vida medio normal". Entrenar, a ver si la semana que viene vuelvo.

Por último, gracias de verdad a todos por vuestros ánimos, comentarios y llamadas. No es que haya sido algo de gravedad, pero se agradece saber que se interesan por uno. Espero poder corresponderos.

martes, 4 de octubre de 2011

Va de médicos

Hace ya mucho tiempo, años, que tenía en mente y además debía arreglar ciertos problemas respiratorios que aunque "no me impiden vivir" sí que hacen que me complique la vida más de la cuenta con más de un resfriado o algunas dificultades, como dormir y levantarte con la garganta echa polvo.

El problema no es nada del otro mundo, pero cuanto más lo aguantes peor la solución. Se trata de una hipertrofia de cornetes y desviación del tabique nasal que hacen que la entrada de aire por mi nariz sea casi inexistente. De hecho, la neumonía del año pasado puede deberse en gran parte a todo el frío que me entró por la boca sin pasar por la nariz. Según el otorrino que me va a "arreglar", mi nariz es en estos casos muy agradecida con la operación que me va a hacer.

Se trata de una reducción de cornetes por radiofrecuencia y una septoplastia, y en poco más de una hora debo salir del taller, aunque bien dormidito (espero...) para no enterarme de los cacharrazos que supongo me darán en mi apóstrofe nasal.

La recuperación no es larga, tan sólo una semana o diez días, aunque el primero es el más jod... porque debo estar taponado nasalmente y las molestias creo que son para acordarte de la familia del otorrino. Pero por un día o dos fastidiado espero mejorar mi calidad de vida, que es de lo que se trata.

Así que mañana (bueno, hoy...uf) a eso de las 15 horas pasaré por quirófano para que me den un par de martillazos y una buena quemada en mi "querida y nada despreciable narizota". Ya os cuento la experiencia...